1 mar. 2020

Las Buenas Intenciones

las-buenas-intenciones1

La expresión "tiempo pasado" también incorpora a la idea del "ya pasó", como lo que se le dice a un chico angustiado porque se lastimó. Pero también, el "ya pasó" a veces permite, desde esa perspectiva, incluir los breves destellos de alegrías que paradójicamente permiten seguir viviendo. Es la contradicción que aparece cuando se tiene la distancia de los años.

La década menemista en Las Buenas Intenciones (Ana García Blaya, 2019) es eso, deja pasar una nostalgia que hace un tiempo era imposible, porque lo urgente era el relato trágico. No es una nostalgia caprichosa como la de ciertas películas y series fetichistas, sino la confirmación de eso como pasado, y de heridas que se pueden sanar con decisionismo. Tal vez esta sea la primera película "albertista", o mejor dicho, la primera película donde se vislumbra un espíritu superador de una crisis anterior, al estar insertos en una nueva. Creo que hubiera sido más osado dejar a la niña viviendo en Argentina, lo que sería un reverso polémico con la idea del país como fatalidad irrecuperable del cine de aquellos años. Aún así la intención parece estar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario