13 abr. 2018

Dos de la competencia internacional

1_4uoJvnmnqvKRh7SX5RKOpw

20 BAFICI #1 | Cobertura Competencia Internacional
Sobre Village Rockstars (Rima Das, 2018)  y A Tiger in Winter (Lee Kwang-kuk, 2018)

Arranqué el BAFICI con una película de la competencia internacional. El título y descripción eran simplemente llamativos, parecía una película divertida. En una aldea bastante pobre de la India un grupo de chicos desea tener una banda de rock. Esa premisa y una foto con los instrumentos de cartón y telgopor. La película termina siendo muy distinta a lo que me imagino pero muy buena.

La protagonista es una chica llamada Dhunu, criada junto a su hermano por su madre, tras la muerte de su padre en una de las repetidas inundaciones de la aldea. En los juegos con las guitarras de telgopor hay algo que parece miserable por momentos. Al principio pareciera que se trata de una ternura etnográfica jocosa, pero a medida que la película avanza y se le empieza a notar la artesanía y baratez, empiezo a pensar que el telgopor de los instrumentos va de la mano con la forma y medios de producción del film.

Está claro que los actores son gente de la aldea, y tanto la niña como la madre llevan el mismo apellido que su directora, Rima Das. En los créditos se puede ver que hizo casi todo, y hasta se siente su presencia en los planos hechos con cámara en mano.

Nada de esto implica un minimalismo de las formas ni nada por el estilo. Village Rockstars es muy narrativa, y con un guión bastante diseñado. Lo que sí se nota es la precariedad de la producción que termina revelando una fuerte voluntad por narrar aquel relato.

De alguna manera la película se termina convirtiendo en la historia personal de Dhunu, sus problemas con los varones, con las chicas, con las mujeres de la aldea que la miran con rechazo, y más adelante con su primera menstruación. Al mismo tiempo Dhunu explora la naturaleza de sus deseos hablando de religión con su abuelo.

La guitarra es algo muy caro y muy de afuera. La aldea es religiosa y tradicional, la presencia del rock es impensable, ¿será impensable también la cámara de cine? Esa relación termina dándose constantemente, y cuando la guitarra llega no es sólo un capricho cumplido, sino la materialización de un deseo que requirió toda una autoexploración. Quizás entonces la guitarra y su música empiecen a ir de la mano con la aldea y sus niños.

fullsizephoto937346

Otra película de la competencia que vi, ya en el segundo día, fue A Tiger in Winter, de un coreano (Lee Kwang-kuk) que, según dicen, trabajó con Hong Sang-soo. ¿Imitador? Ni siquiera. Su película se separa mucho formalmente del minimalismo de Hong, con una puesta mucho más estandarizada de cine independiente. Nada que importe o moleste mucho, aunque la película cuenta con bastante pretensión una historia de ruptura alegorizada con el escape de un tigre del zoológico.

Los personajes son escritores fracasados, y la vida del protagonista Gyeong-yu entra completamente en crisis apenas lo conocemos: se queda sin trabajo y su novia lo abandona sin aviso. Desde ese momento comenzamos a acompañarlo mientras intenta conseguir empleo y se convierte en conductor designado profesional para millonarios borrachos. Gyeong-yu es maltratado infinidad de veces por esos sujetos malignos.

La aparición del supuesto tigre aporta a toda la construcción de la alegoría. Hacia el final hay una especie de gag, en el que un niño enmascarado llega a para simbolizar no sé qué cosa. Finalmente termina siendo una fórmula bastante explícita, y el cierre se parece mucho al final de Un buen día, pero sin ningún tipo de diversión, humor o amor.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario